Señor la insultó por amamantar a su bebé en público y ella lo calló de una forma brillante

Existen situaciones en la vida algo bochornosas y agobiantes que pueden causar incomodidad en algunos, por ello bien sabio es entender que cada quien vive su vida como le parece. Eso sí, teniendo en cuenta que la libertad de un individuo llega a su límite cuando afecta a los demás.


Pero también es bien cierto, que existen individuos que suelen mostrar una cosa muy diferente a la que son, simulando su verdadera personalidad, algo que en verdad no tiene sentido alguno.

Hablamos de todo esto, por una extraña situación que se presentó en las redes sociales. Todo porque una linda y joven madre de 20 años colocó en su muro una foto de ella alimentando a su bebé, una foto que para los que somos padres o madres, nos llega a conmover. Pues es un momento muy especial, una relación tan hermosa entre los protagonistas, que simplemente demuestra el amor y cuidado de la chica por su pequeño.

Aquí lo más llamativo es que este individuo indignado, y ofendido al haber observado el pecho de la madre lactando a su niño, se atrevió a enviarle un mensaje a esta joven, llamándola a la reflexión, porque según él, no debía colocar una foto de ese calibre, pues simplemente era una vergüenza y ofendía los ojos de quienes podían mirarla.

Para sorpresa de la chica, pudo ella comprobar que este atrevido individuo no pertenecía a sus contactos, al parecer es un enfermo que está curioseando en lo que nadie lo ha llamado, en este caso el atrevido y grosero era él, algo que muy contundentemente respondió con un mensaje esta joven madre al ofendido oportunista.

Una foto y un mensaje se pudieron apreciar en el muro de la chica, lo más justo para que el ofendido hombre pueda comprender que no debe meterse en lo que no lo han llamado y que si  vamos hablar de escándalo y vergüenza, no cabe aquí señalar un gesto tan hermoso como es el de la madre amamantando a su niño.

Son muchas las imágenes o videos que circulan en internet y allí nos encontramos con un poco de todo, simplemente cuando algo te parezca negativo u ofensivo, no lo abras y elimínalo. También debemos dejar a un lado la absurda moral, donde por un lado se evidencia una cosa y por otro estamos señalando a los demás.

Aceptar y comprender que en el mundo cabemos todos y que el respeto se da y se recibe, no debemos esperar algo que no damos.